Consejos para acostumbrar a mi mascota a quedarse sola en casa

Llega ese momento tan esperado, ¡tenemos un amigo nuevo en casa! Y comienzan las dudas… y entre ellas siempre está el “ tengo que salir, que hago? Lo dejo?” . Es super importante que acostumbremos a nuestros perros y gatos a quedarse solos en casa desde cachorros.

Obviamente empezar con poco tiempo, pero que se puedan ir adaptando a la situación de que no van a estar 24/7 acompañados. 

perrito en la ventana

¿Qué tenemos que tener en cuenta para eso?

En principio, dejarlos primero en un lugar seguro de la casa hasta que se acostumbren, cuando decimos lugar seguro, nos referimos a:

  •  Que no haya cables cerca, ni objetos que puedan romper y lastimarse. 
  • Dejarles siempre un plato con agua. 
  • En el caso de los gatos, el alimento que quede a disposición, pero en el de los perros, no dejamos comida a disposición, sólo el agua. 
  • Dejarle un lugar cómodo para dormir
  • Dejarles algún juguete

Hay que tratar de evitar que estén las 24 hs del día con gente, porque a la larga, puede ser contraproducente, sobre todo en perros. Pero, tampoco es recomendable que tengamos un animal en casa si no estamos durante todo el día, porque tampoco vamos a poder cubrir sus necesidades de esparcimiento, que es parte del bienestar animal.

Generalmente, si esto lo realizamos desde que son cachorros, no vamos a tener problemas a la larga en cuanto a dejarlos solos en casa. Ahora bien, si adoptamos un perro adulto, tenemos que ir de a poco viendo cual es su reacción. Lo normal es que se quede tranquilo y duerma, algunos pueden jugar también, pero en general, la mayoría se queda tranquilo juntando energías para cuando volvamos. NO es normal que cuando queden solos rompan cosas, que ladren o lloren constantemente, que orinen y defequen fuera del lugar habitual (salvo que sean cachorritos de menos de 3 meses en perros). 

¿Qué podemos hacer para evitar esto?

Tratar de no avisarles que nos vamos y no hacer siempre el mismo movimiento al irnos, por ejemplo, ponernos la campera, agarrar las llaves y la billetera. Modificar ese orden para que no sea precedido por nuestra ida,  incluso, podemos hacer todos esos movimientos y no irnos. Y fundamental, a la vuelta, saludar al animal solo cuando esté tranquilo. 

Si los acostumbramos desde el principio, vamos a poder disfrutar de su compañía sin dolores de cabeza y ellos van a tener una buena calidad de vida. 

Es importante recalcar que sí tu amiguito de cuatro patas presenta algunas de las situaciones que no son normales como bien dije antes, tenes que acercarte a ver a tu veterinario clínico para evaluar qué está pasando, quien seguramente te contactara con un Veterinario especialista en comportamiento, un Etólogo clínico.

Deja un comentario, pregunta o consulta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.